Search For a Provider Facebook Twitter Instagram YouTube ES View the Patient Toolkit

Hiperplasia Prostática Benigna

Diagnóstico de la hiperplasia prostática benigna

Su médico probablemente empezará realizando una historia médica completa, que incluirá preguntar cuánto líquido usted toma normalmente en un día y cuáles medicamentos está usando actualmente. (Algunos medicamentos, tales como ciertos broncodilatadores, descongestionantes y supresores del apetito, pueden inducir síntomas urinarios). Deberá decirle a su médico si tiene una historia familiar de enfermedad arterial coronaria, hipertensión o diabetes, que son condiciones que complican el manejo de la hiperplasia prostática benigna.

Su examen físico probablemente incluirá un examen rectal digital, durante el cual el médico se coloca un guante e inserta un dedo lubricado en el recto para detectar cualquier anormalidad. Se evaluará su orina para detectar sangre, azúcar, signos de infección, y dependiendo de sus síntomas, células cancerígenas (para descartar cáncer de la vejiga). Es posible que su médico tome una muestra de sangre para verificar su nivel de antígeno prostático específico, un valor que sube con trastornos de la próstata. Además, se determinará la velocidad del flujo de orina después que ha retenido la orina por cierto tiempo y el volumen de orina restante en la vejiga después de la micción. Estas mediciones pueden ayudar al médico a determinar el grado de obstrucción del tracto urinario.  

Al evaluar los síntomas, el médico probablemente usará solamente una de dos ayudas bien conocidas: El "Índice de puntaje de síntomas de hiperplasia prostática benigna" (ver el recuadro en la página 5, que fue desarrollado por la Asociación Urológica Americana (AUA, American Urological Association) o el Puntaje internacional de síntomas de la próstata (IPSS, International Prostate Symptom Score) desarrollado por la Organización Mundial de la Salud. El IPSS es idéntico al Índice de puntaje de síntomas de hiperplasia prostática benigna, excepto porque además de las siete preguntas de elección múltiple acerca de síntomas urinarios, contiene una octava acerca de cuán molestos encuentra usted los síntomas. Sus respuestas a las preguntas pueden ayudar al médico a determinar la naturaleza, frecuencia y gravedad de los síntomas del tracto urinario inferior y cómo pueden estar relacionados a la hiperplasia prostática benigna.  

Si sus síntomas no son graves y no tiene signos de lesión grave del tracto urinario, el médico puede sugerir un periodo de monitoreo regular de los síntomas sin tratamiento inmediato. Sin embargo, si tiene síntomas que son moderados a graves, una historia familiar significativa de problemas relacionados a hiperplasia prostática benigna o lesión grave del tracto urinario, entonces están disponibles tratamientos médicos, mínimamente invasivos y quirúrgicos (ver el recuadro en la página 4).

Traducción patrocinada por Pfizer.